Select Page

Agosto 12. Continúa con aquello que has aprendido.

Ago 12 2Ti3.14 Continue2 Tim 3:14 “Pero persiste tú~~ en lo que has aprendido y te persuadiste, sabiendo de quién has aprendido.”

A través de los tiempos, siempre existieron enemigos de la fe, dentro y fuera de las reuniones de creyentes.

Pablo advirtió acerca de “los hombres malos e impostores” (1 Tim 3:11) que inconscientemente siguieron las prácticas de su líder, Satanás: “viene el malo, y arrebata lo que fue sembrado de la Palabra en su corazón (Mt 13:19). Satanás crea dudas y sustituye la verdad por falsas enseñanzas.

En el versículo anterior, “impostores” o “charlatanes” son quienes pretenden ser espirituales teniendo poderes mágicos, engañando con fenómenos y atacando a quienes los escuchan al hacerles cambiar las enseñanzas prácticas por milagros. Lamentablemente, el público cristiano sin discernimiento continuará siendo engañado (2 Tim 3:13).

En 2 Timoteo 3:14, Pablo escribe a Timoteo, cuya familia le enseñó las Escrituras, diciéndole, “la fe no fingida que hay en ti, la cual habitó primero en tu abuela Loida, y en tu madre Eunice” (1:5-6).

Ahí ordena “persistir en lo aprendido” (Gr. “habitar o permanecer”). “Aprendido” viene de la raíz para “discípulo”. Timoteo fue discipulado en los mandamientos escriturales y llegó a “estar seguro de” que las Escrituras son verdades que no deben ponerse en riesgo, diluir, ignorar o reemplazar.

“Sabiendo de quién has aprendido” muestra que la enseñanza bíblica debe ser evidente primero en el maestro, quien la hace importante y posible de imitar.  “Quien” es plural: Timoteo tuvo varios maestros, todos le enseñaron los mismos principios y vivieron consistentemente los mandamientos de las Escrituras.

A los falsos maestros se los reconoce porque  siempre buscan algo nuevo y “fresco”, y porque hablan con superioridad de las “viejas” revelaciones de las Escrituras.

El temprano discipulado de Timoteo preparó su camino para vivir piadosa y obedientemente, de lo cual nunca se desvió. Su aprendizaje creció con los años, reforzando y profundizando los valores de los principios y mandamientos.

En lugar de buscar lo sensacional o emocional, ¿te comprometerías a nunca ser desviado de aprender y aplicar la palabra inspirada de Dios en tu vida?

“Tú nos dices cuán importantes son Tus mandamientos para nosotros, pero fácilmente los olvidamos.  Ayúdame a idear un plan para recordarlos y ser responsable ante alguien de obedecerlos hoy”.

Related Post

Diciembre 11. Ocúpate en la lectura.

1 Tim. 4:13 Entre tanto que voy, ocúpate~~ en la lectura, la exhortación y la enseñanza. Una persona madura hace las cosas correctas cuando nadie lo mira y es capaz de acercarse a Dios por iniciativa propia. Pablo le confió hacer eso al joven Timoteo y establecer...

Diciembre 10. No permitas que nadie te subestime.

1 Tim 4:12 Ninguno tenga en poco~| tu juventud, sino sé ~~ ejemplo de los creyentes en palabra, conducta, amor, espíritu, fe y pureza. La intimidación es un miedo paralizante frente a la crítica o rechazo. Este miedo apaga las iniciativas y la libertad de...

Diciembre 9. Manda y enseña.

1 Tim. 4:11 Esto manda~~ y enseña~~. En 1 Timoteo 4:11, Pablo le pide a Timoteo que no solamente haga algunas sugerencias a la iglesia sino que les “mande” a obedecer los principios de la palabra revelada por Dios. “Estar continuamente mandando”...

Pin It on Pinterest

Share This