Select Page

Noviembre 11. Haz lo bueno.

1Rom. 13:3 “Pues las autoridades no infunden temor a los que hacen lo que está bien, sino en los que hacen lo que está mal. ¿Quieres vivir sin temor a las autoridades? Haz lo correcto~~, y ellas te honrarán.”

Solo conocer los conceptos sabios no es una garantía de éxito; antes bien, cada persona debe elegir principios orientadores para su toma de decisiones. Las instrucciones de sabiduría no son mandamientos absolutos, hay excepciones a las reglas.

Si estamos manejando a gran velocidad y de repente miramos un patrullero, es normal sentir miedo y cambiar inmediatamente nuestro comportamiento. En un mundo de sociedades complejas hay leyes de seguridad impuestas que dependen de los líderes que castigan a quienes violan esas leyes con consecuencias proporcionales y a veces severas.

Cuando son honestos y justos, la gente que hace el bien no teme nada. Pero cuando se les ordena hacer algo contrario a la Palabra de Dios, debe ser más importante la sumisión a Dios que a las leyes civiles. Cuando un creyente es apresado “haciendo lo correcto”, no debe temer, aunque eso traiga persecución.

Este tema requiere de mucho cuidado. Algunos cristianos no quieren pagar impuestos, cumplir con los diferentes permisos, pagar el seguro social u otras tarifas gubernamentales creyendo que están exentos, cuando en realidad no tienen por qué estarlo. En los temas éticos complejos y cuestionables debemos asegurarnos de recibir el mejor consejo posible. Cada uno debe poner un límite que no va a cruzar; y, a menudo, una acción sabia evita el problema.

Toda autoridad tiene un sentido de lo que es bueno y malo. Castigan a los que hacen mal y honran a los que hacen bien en situaciones difíciles. Pero también hay líderes malos que se rehúsan a reconocer la diferencia entre lo bueno y lo malo porque ellos “detienen la verdad con su perversión.  Ellos conocen la verdad acerca de Dios, porque él se la ha hecho evidente” (Ro 1:18-19).

Mi amigo Bruce Olson, misionero en Colombia, recibió tres veces el más alto reconocimiento al servicio civil en la batalla contra las guerrillas subversivas. Cierta vez, una banda de guerrilleros lo capturó, lo encadenó a un árbol durante 150 días, y él estuvo a punto de morir.  Su testimonio cristiano durante ese tiempo cambió muchas vidas entre ellos, a tal punto que la banda se disolvió.  El evangelio fielmente proclamado es la llave para la transformación individual y de la sociedad.

Señor Jesús, dame sabiduría para saber qué es bueno,  y el coraje para hacer las cosas correctas, sin tomar en cuenta los problemas que puedan aparecer en mi camino debido a  esas acciones.

 

Related Post

Diciembre 11. Ocúpate en la lectura.

1 Tim. 4:13 Entre tanto que voy, ocúpate~~ en la lectura, la exhortación y la enseñanza. Una persona madura hace las cosas correctas cuando nadie lo mira y es capaz de acercarse a Dios por iniciativa propia. Pablo le confió hacer eso al joven Timoteo y establecer...

Diciembre 10. No permitas que nadie te subestime.

1 Tim 4:12 Ninguno tenga en poco~| tu juventud, sino sé ~~ ejemplo de los creyentes en palabra, conducta, amor, espíritu, fe y pureza. La intimidación es un miedo paralizante frente a la crítica o rechazo. Este miedo apaga las iniciativas y la libertad de...

Diciembre 9. Manda y enseña.

1 Tim. 4:11 Esto manda~~ y enseña~~. En 1 Timoteo 4:11, Pablo le pide a Timoteo que no solamente haga algunas sugerencias a la iglesia sino que les “mande” a obedecer los principios de la palabra revelada por Dios. “Estar continuamente mandando”...

Pin It on Pinterest

Share This